El Criticón De Cine: Cine clásico: 'Con la muerte en los talones'

El Criticón De Cine

Otra forma de ver el cine...

Cine clásico: 'Con la muerte en los talones'

Si de hablar de cine "clásico" se trata no podía faltar una mención al señor Hitchcock y a una de las primeras películas suyas que vi. "Con la muerte en los talones" se sitúa entre Vértigo (1958) y Psicosis (1960) y pertenece a la etapa más popular de Hitchcock.

Fue estrenada el 1 de julio de 1959 en Chicago, en lugar de en Nueva York, ya que "Historia de una monja" (Fred Zinnemann) permanecía en cartel más de lo previsto y la MGM no quería competir con sus propias producciones. Consiguió un gran éxito de crítca, a pesar de haber nacido casi de casualidad cuando, en 1958, Hitchcock había firmado un contrato con la MGM para rodar la adaptación de la novela "The Wreck of Mary Deare" y para ello había solicitado la participación del guionista Ernest Lehman. Pero este, en lugar de interesarse por la adaptación convenció al director para escribir mano a mano una historia original y con estilo propio. Hitchcock aceptó sin pensárselo dos veces y la productora aceptó.

El director inglés, arrastraba desde hacía tiempo algunas ideas que le apetecía filmar y aprovechó esta oportunidad para llevarlas a cabo. La persecución en el monte Rushmore, el asesinato llevado a cabo en la sede de la ONU o la famosa escena de la avioneta fumigadora que persigue al protagonista por el desierto en pleno día son algunos ejemplos...Con esto ya había suficiente para comenzar una historia que en principio iba a llamarse "Breathless"; finalmente se optó por "North by Northwest" un título un tanto complicado de traducir, así que no nos quejaremos del resultado teniendo en cuenta que en, Italia y Suramérica acabó llamándose "Intriga Internacional" xD.

La historia comienza en el bar del hotel Plaza de Nueva York, cuando el publicista Roger Thornill (Cary Grant) es confundido por unos agentes enemigos con el espía George Kaplan. Thornill es raptado y conducido a una casa donde conoce al jefe de la organización (James Mason) y a sus secuaces. Nadie le cree cuando dice que él no es Kaplan y no sabe de qué le están hablando ( "I don't Know what you're talking about"), así que Thornill se ve obligado a huír de todo aquel que le persigue hasta que sea capaz de averiguar qué está pasando.

Elegir el reparto no supuso un gran problema ya que, según la preparación del guión avanzaba, Hitchcock abandonaba su idea de que James Stewart fuera el protagonista. Las características del personaje encajaban mejor con Cary Grant, otro de sus actores favoritos con el que trabajaría en este film por cuarta y última vez. Por su parte, la MGM pretendía que el personaje de Eve Kendall fuera interpretado por Cyd Charisse, lo que Hitchcock rechazó alegando que no se correspondía con las características de una de sus "rubias" como Grace Kelly, retirada del cine, o Kim Novak con quién no había tenido una relación fácil, por lo que tuvo que buscarse otra "rubia de hielo": Eva Marie Saint. Dado a su aspecto de rubia modosita y el fracaso del departamento de vestuario fue el propio Hitchcock el que eligió uno a uno los vestidos que la actriz luciría en la película.

El rodaje, sin embargo, fue mucho más complicado de lo previsto y Hitchcock, pese a su paranoico miedo a la policía se vio obligado a empezar cometiendo un delito. Como estaba prohibido rodar en el edificio de la ONU, colocaron una camioneta en el exterior con una cámara y fue así como rodaron la entrada de Grant en el edificio. Una vez dentro el director y un fotógrafo se pasearon haciendo fotos desde casi todos los ángulos para luego recrear el edificio en un plató. La autenticidad de los decorados preocupada en exceso al director. La guarida de James Mason era en realidad una maqueta de una casa de Frank Lloyd Wright para los planos alejados, que fue construída en parte a escala real para las escenas en las que Grant merodea a su alrededor.

La escena en el monte Rushmore también supuso un problema, ya que a los del Departamenteo del Interior no les hizo demasiada gracia que se cometiera un asesinato en un monumento que simboliza la democracia (oh no!) y se prohibió el rodaje in situ y la filmación de una reproducción. El director se desquitó añadiendo sus propia esfinge a la de los presidentes en un cartel publicitario de la película.

De esta forma no es de extrañar que el presupuesto final de la película superara el millón de dólares, aunque resultó ser una producción beneficiosa tanto para la productora como para Hitchcock y Grant que, aparte de sus respectivos sueldos se habían reservado unos porcentajes de los beneficios. Además Cary Grant había acordado cobrar 5.000$ por día extra de rodaje.
Sobra decir que toda la producción está impregnada por el particular estilo de Hitchcock, contando, como no, con su aparición al principio del film. La película está plagada de bromas como la escena en la que Grant dice que la "O" de Thornill no significa nada haciendo referencia a la "O" de David O. Selzsnick que tampoco significaba nada.

Por otra parte, el erotismo de las escenas entre Cary Grant y Eva Marie Saint, para variar, no pasó sin hacer ruido entre los censores españoles. Los diálogos fueron sustituídos por otras insinuaciones "menos evidentes". Así, por ejemplo, durante la subasta Grant dice que Eve "pone los cinco sentidos en el trabajo, en realidad todo su cuerpo" y trás los retoques de la censura esta frase quedó como " pone en el trabajo todos sus sentidos, pone su curazón"; o en otra conversación Grant dice que desaprueba a Eve porque por "utilizar el sexo como otros usan matamoscas" lo que en castellano quedó como "por utilizar sus atractivos con premeditación y alevosía". Otra cosa que no podía quedar intacta era la escena del tren (Lehman afirmó que esta escena no aparecía en el guión y que Hitchcock fue el único responsable) y el laaargo preludio al beso (que fue cortado en gran parte). La escena fue restituida posteriormente pero las voces de los dobladores originales fueron sustituídas dejando una prueba de la fantabulosa labor de la comisión de censura.

A pesar de todos estos contratiempos "Con la muerte en los talones" es una prueba de la originalidad y el minucioso trabajo de Alfred Hitchcock que llega a nosotros en forma de una de las películas más famosas y alabadas de su género.


SRG

« Home | Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »
| Next »

5 Comments:

At 10:51 p. m., Blogger Naib Stilgar said...

La verdad es que es un poco triste lo de la censura, pero el viejo Hitch se las sabía todas para regatearla xD

Y yo espero que sigas descubriéndome pelis y cosillas interesantes del cine clásico... tanto aquí como en otros sitios :P

 
At 10:51 p. m., Anonymous Anónimo said...

ajá.. bueno en realidad, vengo por aki porque alguien me lo ha pedido.. veamos.. que puedo decir sobre esta fascinante película? ah sí, que no la he visto.. porque soy una inculta..ya te lo he ditxo.. pero que en lo que escribes y las fotitos me han entrado ganas de verla, hasta le he dicho a Jua que se la baje :O :O [y va enserio], pueeeeeeees como soy buena vaca te posteo, lo único que me da como vergüenza escribir todo esto y que de la película solo diga que no la he visto.. pero es que mi amor por ti es tan grande, que supera hasta estas barreras!! xDDD

bueno que eso.. que parece un comentario de flog, pero es lo m áx que puedo hacer a estas horas de cansancio.. q i l u y que cuando quieras que te vuelva a postear sobre alguna crítica de alguna peli de la cual hayas escrito tú, no dudaré en hacerlo xD

besosssss

[tu admiradora secreta xD]

[e]

 
At 12:43 a. m., Anonymous Anónima said...

SRG y Anónima, lesbians forever xDDD

 
At 3:03 p. m., Anonymous SRG said...

La gente debería aprender a leer. Esto es un blog de cine, no creo que a nadie le interese mi vida privada. Si no tenías nada interesante que decir sobre la película para decir eso...mejor dedicarse a otra cosa.

 
At 12:37 p. m., Blogger KameraSam said...

Es una de mis pelis favoritas...

Mas que nada porque contagia el trajin del protagonista...y te envuelve.

Por algo lo llamaban a H Mago del Suspense...

¿ Quien se atrevería con un REMAKE, ahora, verdad ?

 

Publicar un comentario